-----------------------------f- RABINO LLAMA A SUS FIELES A ENVENENAR EL AGUA DE LOS PALESTINOS. ~ DOCTRINA NACIONALSOCIALISTA

Difusión y estudio del Nacionalsocialismo. Formación doctrinaria de los simpatizantes.

domingo, 25 de junio de 2017

RABINO LLAMA A SUS FIELES A ENVENENAR EL AGUA DE LOS PALESTINOS.


LA NOTICIA.

El rabino Shlomo Mlmad ha hecho un llamamiento a los colonos judíos a envenenar los acuíferos de los que obtienen el agua potable los palestinos, una postura que ha denunciado la Autoridad Nacional Palestina.

Las autoridades palestinas han denunciado el hecho, del que ha dado cuenta en primer lugar la organización israelí Break the Silence (Rompe el Silencio). Mlmad es el presidente del Consejo Rabínico de los asentamientos de Cisjordania.

Un portavoz de Break the Silence, Yehuda Shaul, ha explicado en declaraciones a la agencia de noticias palestina WAFA que el objetivo sería obligar a los palestinos a abandonar los pueblos y ciudades para facilitar que los colonos tomen estas tierras.

La Oficina Nacional para la Defensa de la Tierra y la Resistencia a los Asentamientos del Gobierno palestino ha advertido de que este tipo de declaraciones son peligrosas y pueden tener "graves consecuencias".

El Ministerio de Asuntos Exteriores palestino ha recordado que los palestinos están ya acostumbrados a que Israel les robe su agua para después volvérsela a vender y ha denunciado que recientemente se han producido cortes de agua en ciudades del norte de Cisjordania coincidiendo con los días más calurosos del mes del Ramadán, cuando los musulmanes ayunan del amanecer al anochecer.


Además, Israel impone estrictas restricciones a la excavación de nuevos pozos. En este contexto, el Ministerio considera que las declaraciones de Mlmad defienden un crimen contra la Humanidad porque sería una medida que afectaría a humanos, animales, cosechas y a toda forma de vida.

Por ello ha pedido al Gobierno israelí que detenga al rabino por incitación al asesinato y que se pongan en marcha medidas para proteger a la población palestina. "¿A qué espera la comunidad internacional para intervenir? ¿A la muerte por sed de miles de palestinos? Responder con silencio a estos incidentes e ignorar la guerra de Isarel contra los palestinos es una vergüenza par ala comunidad internacional", ha apostillado el Ministerio de Exteriores.

UNA LARGA TRADICIÓN COMO ENVENENADORES DE POZOS DE AGUA.

Una de las principales acusaciones formuladas contra las comunidades judías en Europa se refería al supuesto envenenamiento de pozos. Un ejemplo se puede encontrar en una ley aprobada por los líderes de Brandenburg, Alemania, en mayo 1349: “...se dice que los judíos han matado muchas personas a través de la intoxicación”.  Siendo muchos judíos versados en herboristería y en preparación de distintos medicamentos, también podían fabricar sustancias venenosas y verterlas en los pozos de las ciudades donde habitaban.

Grabado donde se hace referencia a la fama de envenenadores de pozos de agua de los judíos.

Estas acusaciones, igual que las de “crímenes rituales” han sido tildadas de “patrañas antisemitas”, pero los hechos históricos demuestran la tendencia que tienen los judíos a usar veneno vertido en el agua para ejecutar sus planes de venganza.

En los estertores de la Segunda Guerra Mundial entró en acción la primera brigada judía del ejército británico bajo bandera hebrea, la Jewish Brigade Group. En noviembre fue destinada al frente de batalla de Italia. La mayor parte de sus miembros tenían aún familiares tras las líneas alemanas. En mayo de 1945, tras el fin de la guerra, la brigada permanecía estacionada en la ciudad italiana de Tarvisio, cerca de la frontera con Austria.  El afán de venganza que tenían no podía ser ocultado. Con ayuda de los servicios de inteligencia estadounidense y británico se diseñaron listas de miembros de las SS. En julio de 1945, un escuadrón de ejecutores cruzó la frontera con Austria. La unidad actuaba siempre en un radio de acción de cien kilómetros alrededor de Tarvisio. La unidad de ejecutores judíos actuaría sólo durante unos meses y jamás se supo el número de alemanes muertos.

Miembros de esa unidad más judíos liberados, deciden bajo el liderazgo del judío Abba Kovner, llevar adelante una venganza que produjera seis millones de alemanes muertos. El plan era el siguiente: envenenar los suministros de agua en varias ciudades alemanas: Berlín, Múnich, Hamburgo, Núremberg y Weimar.

Para realizar tan macabro plan necesitaban grandes cantidades de veneno y para conseguirla Abba Kovner viaja a Palestina y se pone en contacto con miembros de la Hagana. Estos le niegan el apoyo y lo denuncian a las autoridades británicas, que finalmente lo arrestan.
Abba Kovner, jefe de los judíos envenenadores.
Sin embargo la organización de Kovner siguió con sus planes. Si no podían envenenar el agua de esas ciudades, envenenarían la comida de los SS prisioneros. . En un campo de prisioneros cerca de Núremberg se concentraban cerca de quince mil antiguos miembros de las SS. El pan, que se hacía cada día en una panadería alemana, era el único alimento no suministrado por el ejército estadounidense. Tres de los “vengadores” se hicieron pasar por panaderos y consiguieron trabajo en la panadería que suministraba al campo. En París, un químico judío de Milán se dedica a fabricar el veneno: dos kilos de arsénico sin refinar. El 13 de abril de 1946, Domingo de Pascua, los Nakam ponen en marcha su plan. Durante toda la noche se dedican a untar con brochas el arsénico en los bollos de pan. Al amanecer, el pan se entrega en el campo de prisioneros. El efecto del veneno comienza a extenderse por todo el campo. Los equipos de médicos estadounidenses hicieron todo lo posible para salvar la vida a los oficiales de las SS que habían comido el pan. Miles de ellos enfermaron; el número de muertos se desconoce. Los aliados jamás hicieron público el número de muertos.

NO ES LA PRIMERA VEZ QUE SE ENVENENAN POZOS DE AGUA EN PALESTINA.

Entre los varios casos existentes, uno de ellos sucedió abril del 2013, cuando colonos israelíes envenenaron un pozo de agua propiedad de palestinos en las colinas del sur de Hebrón.

Un pastor del pueblo de Yatta notó un olor nauseabundo proveniente del pozo local y llamó a la policía. Según las investigaciones, nunca se comprobó la sustancia con que se envenenó el pozo, que quedó inhabilitado durante mucho tiempo.


2 comentarios :

  1. No es un ciudadano cualquiera israelí , sino un rabino del cual muchos escuchan su voz como algo sabio y sagrado.¡ Qué porquería de gente !!!. Ya es tiempo que el mundo se entere de quién se trata esta gentuza !

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La mayoría de la población mundial, es consciente del poderío que tienen esta gente en muchos estratos sociales, políticos y económicos, lo que pasa nadie alza la voz y condenan los desmanes de estos del pueblo elegido, porque luego estos citados empiezan con su victimismo (Sufrimiento de la Shoa, perseguidos durante 2000 años, etc..) y por eso tienen tan manga ancha para desenvolver y manipular sus intereses a cualquier precio, a quien ose hacerles frente ya sabe el escarnio público al que se va a enfrentar desde sus medios de control masivos:
      "Antisemita, Nazi, Holocaustico, Machista, Xenófobo, y muchas más palabras policías.." ningún poder a su servicio jamás morderá la mano que le da de comer, solo unos pocos disidentes como nosotros, les plantaremos cara y a sus corruptos planes. Con pocos medios pero con mucho espíritu de lucha! y en este legado teofisico lo tenemos más que ganado y al alma de los seres humanos nunca la podrán destruir ni corromper.

      Eliminar